/ jueves 10 de mayo de 2018

Después de más de dos meses de estancamiento institucional, Italia se encamina al nuevo gobierno

La Liga logró convencer a Silvio Berlusconi y su Forza Italia a aceptar la formación entre su socio y el M5E

ROMA, Italia.- La política en Italia no deja de sorprender. Inesperadamente, cuando parecía que las urnas se habrían abierto nuevamente, inesperadamente los dos ganadores de las elecciones del 4 de marzo, que sin embargo no alcanzaron la mayoría, es decir, el Movimiento 5 Estrellas (M5E) y La Liga, principal partido de la coalición de centro-derecha, dejaron a un lado los vetos y se encaminan a formar finalmente un gobierno, después de más de dos meses de estancamiento institucional.

Matteo Salvini, líder de La Liga, que no quiso romper la alianza electoral, logró sin embargo convencer en las últimas horas a Silvio Berlusconi, el patrón” de Forza Italia y miembro importante de la misma alianza derechista, a cambiar posición y aceptar, aun de mala gana, la posible formación de un ejecutivo entre su socio y el M5E, su acérrimo enemigo.

El martes pasado, el presidente de la República, Sergio Mattarella, había anunciado, considerando el estancamiento de la situación, la creación de un gobierno "neutral" con personalidades al margen de la política activa, una eventualidad de inmediato rechazada por La Liga y el M5E, dando espacio así a la concreta posibilidad de votar nuevamente, en julio o en octubre próximo.

Ante el riesgo de ser acusado del fallido acuerdo entre La Liga y el M5E para la creación del ejecutivo, Berlusconi terminó por ceder y dio luz verde a La Liga, precisando que no dará la confianza en el parlamento al gobierno, pero subrayando, y esto es lo que cuenta, que no lo obstaculizara. En otras palabras, Forza Italia se abstendrá en el parlamento.

“Más no me pueden pedir”, dijo Berlusconi, puntualizando que si ahora Salvini y Luigi di Maio, líder del M5E fracasan, él no podrá ser acusado de haber sido el culpable del ulterior fracaso.

Efectivamente, habrá que ver ahora si La Liga y el M5E llegan al acuerdo definitivo, también sobre quién sería el jefe del futuro gobierno, así como acerca de la distribución de los ministerios.

Si todo funciona como se espera, la próxima semana ya se podría contar con el nuevo ejecutivo, formado esta vez por dos partidos acusados, uno (La Liga) de xenofobia, y otro el M5E tachado de populista.

ROMA, Italia.- La política en Italia no deja de sorprender. Inesperadamente, cuando parecía que las urnas se habrían abierto nuevamente, inesperadamente los dos ganadores de las elecciones del 4 de marzo, que sin embargo no alcanzaron la mayoría, es decir, el Movimiento 5 Estrellas (M5E) y La Liga, principal partido de la coalición de centro-derecha, dejaron a un lado los vetos y se encaminan a formar finalmente un gobierno, después de más de dos meses de estancamiento institucional.

Matteo Salvini, líder de La Liga, que no quiso romper la alianza electoral, logró sin embargo convencer en las últimas horas a Silvio Berlusconi, el patrón” de Forza Italia y miembro importante de la misma alianza derechista, a cambiar posición y aceptar, aun de mala gana, la posible formación de un ejecutivo entre su socio y el M5E, su acérrimo enemigo.

El martes pasado, el presidente de la República, Sergio Mattarella, había anunciado, considerando el estancamiento de la situación, la creación de un gobierno "neutral" con personalidades al margen de la política activa, una eventualidad de inmediato rechazada por La Liga y el M5E, dando espacio así a la concreta posibilidad de votar nuevamente, en julio o en octubre próximo.

Ante el riesgo de ser acusado del fallido acuerdo entre La Liga y el M5E para la creación del ejecutivo, Berlusconi terminó por ceder y dio luz verde a La Liga, precisando que no dará la confianza en el parlamento al gobierno, pero subrayando, y esto es lo que cuenta, que no lo obstaculizara. En otras palabras, Forza Italia se abstendrá en el parlamento.

“Más no me pueden pedir”, dijo Berlusconi, puntualizando que si ahora Salvini y Luigi di Maio, líder del M5E fracasan, él no podrá ser acusado de haber sido el culpable del ulterior fracaso.

Efectivamente, habrá que ver ahora si La Liga y el M5E llegan al acuerdo definitivo, también sobre quién sería el jefe del futuro gobierno, así como acerca de la distribución de los ministerios.

Si todo funciona como se espera, la próxima semana ya se podría contar con el nuevo ejecutivo, formado esta vez por dos partidos acusados, uno (La Liga) de xenofobia, y otro el M5E tachado de populista.

Local

Concamin, dispuesta al diálogo para concretar plan energético

Los cambios de reglas causan preocupación: Cervantes

Local

Sin fideicomisos, vinculación con iniciativa privada

El rector de la UNAM, Enrique Graue, participó en un panel de la Reunión Anual de Industriales, no manifestó ni una queja por el recorte de recursos para la investigación

Política

Muñoz Ledo llama espurio a TEPJF y se declara en rebeldía

El diputado pidió a la militancia de Morena rebelarse contra la decisión del Tribunal de dar registro a Mario Delgado como dirigente del partido

Finanzas

Temor a un rebrote de Covid se apodera de los mercados

Noviembre será el mes de la verdad en la lucha contra el Covid, alerta el ministro de Finanzas alemán

Sociedad

Ciudadanos buscan vacuna contra influenza, pero no la encuentran

El IMSS tiene la meta de aplicar 14.4 millones de dosis contra la influenza en la temporada invernal

Mundo

Elecciones EU: Cierre fronterizo pasará la factura

Gestión del Covid-19 en la frontera con México puede restar votos a republicanos

Finanzas

Empresas de outsourcing piden evitar cacería de brujas

Desaparecer este esquema aumentará la informalidad y afectará las aportaciones al IMSS y el Infonavit

Mundo

Asesinato racial en Filadelfia reaviva disturbios

Dos días de caos por la muerte de un hombre negro a manos de la policía; Trump culpa a alcalde demócrata