Catarino Mendoza Gutiérrez

  / sábado 3 de noviembre de 2018

Alerta Agropecuaria

El éxodo de centroamericanos crece

Haciendo un recuento de la caravana de hondureños que entro al país el 19 de octubre con la intención de llegar a los EEUU, después de pedir durante varias horas a las autoridades guatemaltecas que les dejaran cruzar la frontera en paz, que les abrieran el portón amarillo de rejas y les permitieran avanzar hacia México, lo único que recibieron por respuestas los cientos de migrantes que forman parte de segundo bloque de la caravana, fueron negativas. No es posible, les respondían los jefes del contingente de policías antidisturbios que custodiaba el paso. Pero la determinación de los centroamericanos que integran el grupo, en su mayoría hondureños, fue mayor que la advertencia de las autoridades. La fuerza de los migrantes derribó el portón, la muchedumbre avanzó con euforia y los agentes lanzaron gases lacrimógenos para intentar detenerlos. En respuesta, lo migrantes lanzaron piedras, palos y botellas en contra de los policías. Como saldo de este primero conato, un par de decenas de heridos —entre ellos varios agentes y muchos migrantes— y una gran satisfacción de la carava por haber vencido el primer obstáculo de la jornada en su intentó por entrar a México.

El segundo obstáculo —las fuerzas de seguridad mexicanas— no fue superado. El portón blanco de rejas ubicado a la mitad del puente Rodolfo Robles, el cual custodia la puerta de ingreso a México, no pudo ser derribado. Decenas de agentes antidisturbios de la policía federal mexicana, con el apoyo de un helicóptero y decenas de lanchas en las aguas del río Suchiate, impidieron el paso de los migrantes. Gases lacrimógenos y balas de goma fueron lanzadas desde el puente, el aíre y el agua en contra de los centroamericanos. Un hondureño de unos 26 años, identificado por sus compañeros como Henry Días Reyes, falleció por las heridas causas en la cabeza supuestamente por las balas de goma lanzadas por los guardias mexicanos. Al menos 30 migrantes más fueron atendidos por los cuerpos de socorro guatemaltecos con síntomas de intoxicación por los gases y heridas y golpes causados por las balas de goma.

La caravana debió retroceder. Golpeados, física y emocionalmente, los cientos de centroamericanos se instalaron en la plaza de Tecún Umán, el pueblo guatemalteco donde se habían concentrado desde el pasado viernes y en el que tomaron fuerzas para continuar el viaje hacia México. En las próximas horas tienen previsto analizar la situación y definir las acciones a emprender para continuar el viaje.

El incidente del domingo ha sido el incidente más lamentable registrado desde el 13 de octubre cuando el primer grupo de la carava migrante salió de San Pedro Sula, Honduras. Y Henry Días Reyes, uno de los miles de huidos de la pobreza y la violencia, la primera víctima del éxodo.

“Para hacer prevalecer el orden constitucional”, el gobierno decretó “alerta amarilla institucional” en Tecún Umán, y dejó “la seguridad y el orden del municipio” en manos del Ejército y la Policía Nacional Civil. Además, ordenó el cierre de los comercios y la venta de gasolina “a migrantes hondureños”; y recomendó a los lugareños no salir de sus viviendas y “evitar la confrontación con los migrantes”.

Otros centroamericanos, en su mayoría salvadoreños, un tercer grupo de migrantes partió la mañana del domingo 28 de octubre de San Salvador, con el objetivo de unirse a la caravana madre que desde hace una semana avanza por territorio mexicano. Se trata, según medios salvadoreños, de un grupo de unas 300 personas, que busca cruzar la frontera guatemalteca de Pedro de Alvarado y luego seguir por la capital hasta llegar a Tecún Umán.

Ante los acontecimientos es urgente que el Paso de Migrantes por Guanajuato y el País debe ser controlado y regulado, levantamos la voz de Alerta Agropecuaria para hacer un llamado a los legisladores del Congreso de la Unión y del Congreso Local para que se pongan a trabajar pues es urgente que mediante un ingreso ordenado, controlado y regulado los migrantes hondureños, salvadoreños, Guatemaltecos o de Belice ingresen y transiten por nuestro país y nuestros municipios en los particular por Irapuato de forma ordenada y regulada, pues urge legislar para una posible repatriación de migrantes en los próximos días, ante el fenómeno de la migración es necesario un estudio y análisis legislativo dentro de los diferentes grupos parlamentarios en el tema de los derechos humanos de los migrantes con una posible repatriación a tierras Guanajuatenses. Pues la gran mayoría son personas con poco estudio y requieren de política públicas que permitan la incorporación a sus lugares de origen, son personas que muy difícilmente tendrán acceso a los Estados Unidos. Guanajuato ya no es un estado solo expulsor sino receptor de migrantes donde llegan personas en busca de acomodo social-económico-laboral, es necesario que el Gobernador Diego Sinhue Rodriguez, tenga doble perspectiva no solo pensar de los factores de que Guanajuato somos uno de los principales generadores de mano de obra a Estados Unidos y Canadá, ahora tenemos que pensar en los factores de retención porque muchos centroamericanos piensan quedarse en Guanajuato principalmente Irapuato, Salamanca, Romita, León y Celaya como un lugar ideal para quedarse en casa. Pero estimado lector usted tiene la mejor opinión. Hasta la próxima, soy su amigo catarino_mg@hotmail.com; CONÉCTATE con nosotros, hasta la próxima!

El éxodo de centroamericanos crece

Haciendo un recuento de la caravana de hondureños que entro al país el 19 de octubre con la intención de llegar a los EEUU, después de pedir durante varias horas a las autoridades guatemaltecas que les dejaran cruzar la frontera en paz, que les abrieran el portón amarillo de rejas y les permitieran avanzar hacia México, lo único que recibieron por respuestas los cientos de migrantes que forman parte de segundo bloque de la caravana, fueron negativas. No es posible, les respondían los jefes del contingente de policías antidisturbios que custodiaba el paso. Pero la determinación de los centroamericanos que integran el grupo, en su mayoría hondureños, fue mayor que la advertencia de las autoridades. La fuerza de los migrantes derribó el portón, la muchedumbre avanzó con euforia y los agentes lanzaron gases lacrimógenos para intentar detenerlos. En respuesta, lo migrantes lanzaron piedras, palos y botellas en contra de los policías. Como saldo de este primero conato, un par de decenas de heridos —entre ellos varios agentes y muchos migrantes— y una gran satisfacción de la carava por haber vencido el primer obstáculo de la jornada en su intentó por entrar a México.

El segundo obstáculo —las fuerzas de seguridad mexicanas— no fue superado. El portón blanco de rejas ubicado a la mitad del puente Rodolfo Robles, el cual custodia la puerta de ingreso a México, no pudo ser derribado. Decenas de agentes antidisturbios de la policía federal mexicana, con el apoyo de un helicóptero y decenas de lanchas en las aguas del río Suchiate, impidieron el paso de los migrantes. Gases lacrimógenos y balas de goma fueron lanzadas desde el puente, el aíre y el agua en contra de los centroamericanos. Un hondureño de unos 26 años, identificado por sus compañeros como Henry Días Reyes, falleció por las heridas causas en la cabeza supuestamente por las balas de goma lanzadas por los guardias mexicanos. Al menos 30 migrantes más fueron atendidos por los cuerpos de socorro guatemaltecos con síntomas de intoxicación por los gases y heridas y golpes causados por las balas de goma.

La caravana debió retroceder. Golpeados, física y emocionalmente, los cientos de centroamericanos se instalaron en la plaza de Tecún Umán, el pueblo guatemalteco donde se habían concentrado desde el pasado viernes y en el que tomaron fuerzas para continuar el viaje hacia México. En las próximas horas tienen previsto analizar la situación y definir las acciones a emprender para continuar el viaje.

El incidente del domingo ha sido el incidente más lamentable registrado desde el 13 de octubre cuando el primer grupo de la carava migrante salió de San Pedro Sula, Honduras. Y Henry Días Reyes, uno de los miles de huidos de la pobreza y la violencia, la primera víctima del éxodo.

“Para hacer prevalecer el orden constitucional”, el gobierno decretó “alerta amarilla institucional” en Tecún Umán, y dejó “la seguridad y el orden del municipio” en manos del Ejército y la Policía Nacional Civil. Además, ordenó el cierre de los comercios y la venta de gasolina “a migrantes hondureños”; y recomendó a los lugareños no salir de sus viviendas y “evitar la confrontación con los migrantes”.

Otros centroamericanos, en su mayoría salvadoreños, un tercer grupo de migrantes partió la mañana del domingo 28 de octubre de San Salvador, con el objetivo de unirse a la caravana madre que desde hace una semana avanza por territorio mexicano. Se trata, según medios salvadoreños, de un grupo de unas 300 personas, que busca cruzar la frontera guatemalteca de Pedro de Alvarado y luego seguir por la capital hasta llegar a Tecún Umán.

Ante los acontecimientos es urgente que el Paso de Migrantes por Guanajuato y el País debe ser controlado y regulado, levantamos la voz de Alerta Agropecuaria para hacer un llamado a los legisladores del Congreso de la Unión y del Congreso Local para que se pongan a trabajar pues es urgente que mediante un ingreso ordenado, controlado y regulado los migrantes hondureños, salvadoreños, Guatemaltecos o de Belice ingresen y transiten por nuestro país y nuestros municipios en los particular por Irapuato de forma ordenada y regulada, pues urge legislar para una posible repatriación de migrantes en los próximos días, ante el fenómeno de la migración es necesario un estudio y análisis legislativo dentro de los diferentes grupos parlamentarios en el tema de los derechos humanos de los migrantes con una posible repatriación a tierras Guanajuatenses. Pues la gran mayoría son personas con poco estudio y requieren de política públicas que permitan la incorporación a sus lugares de origen, son personas que muy difícilmente tendrán acceso a los Estados Unidos. Guanajuato ya no es un estado solo expulsor sino receptor de migrantes donde llegan personas en busca de acomodo social-económico-laboral, es necesario que el Gobernador Diego Sinhue Rodriguez, tenga doble perspectiva no solo pensar de los factores de que Guanajuato somos uno de los principales generadores de mano de obra a Estados Unidos y Canadá, ahora tenemos que pensar en los factores de retención porque muchos centroamericanos piensan quedarse en Guanajuato principalmente Irapuato, Salamanca, Romita, León y Celaya como un lugar ideal para quedarse en casa. Pero estimado lector usted tiene la mejor opinión. Hasta la próxima, soy su amigo catarino_mg@hotmail.com; CONÉCTATE con nosotros, hasta la próxima!

sábado 18 de mayo de 2019

ALERTA AGROPECUARIA

sábado 11 de mayo de 2019

ALERTA AGROPECUARIA

domingo 05 de mayo de 2019

Alerta Agropecuaria

domingo 28 de abril de 2019

Alerta Agropecuaria

sábado 16 de marzo de 2019

Alerta Agropecuaria

sábado 02 de marzo de 2019

Alerta Agropecuaria

sábado 16 de febrero de 2019

Alerta Agropecuaria

sábado 09 de febrero de 2019

Alerta Agropecuaria

domingo 20 de enero de 2019

Alerta Agropecuaria

Cargar Más